Entrevista en SOMOS DE CAMPO de Radio Bolaños. Parte 1.

Entrevista en SOMOS DE CAMPO de Radio Bolaños. Parte 1.

Entrevista del 20/01/2021 a Rafael Navarro en el programa de Agricultura de «SOMOS DE CAMPO» de Radio Bolaños. Parte 1.

Como os hemos anunciado hoy al comenzar este programa “SOMOS DE CAMPO” tenemos con nosotros a Rafa. ¡Hola Rafa qué tal, cuéntame! ¡Bienvenido!

¡Hola, Buenos días! Gracias por invitarme a vuestro programa de radio y aquí espero poder transmitir algo de información que sea interesante.

-¡Hola Rafa muchas gracias! No ha sido fácil que nuestras agendas se juntaran para tenerte aquí hoy en “SOMOS DE CAMPO”. Aparte de que trabajas por toda España asesorando a olivicultores, eres muy activo en Facebook. Tienes varios grupos de agricultores que administras donde muchas veces se hace un debate. Siempre estás abierto con temas relacionados sobre el olivar. Hay veces que se lía bastante con algún tema en concreto, como el precio, los tratamientos de insecticidas que ya no se pueden echar como por ejemplo el Dimetoato entre otros, los herbicidas, etc. Confiesa Rafa. Ten encantan estos debates, ¿Verdad?

Bueno casi siempre te gustan aunque de vez en cuando te lleves algún disgustillo, pero bueno. La verdad es que hoy en día muchas actividades o negocios si no es por las redes pues no tienen mucho sentido. Encuentran un pilar muy importante en ellas. Y en mi caso el participar en las redes es una publicidad, un marketing que te da a conocer. Y simplemente pues comentando demuestras la base que tienes de conocimientos y experiencia. Simplemente es un portal publicitario. Una puntualización: hasta ahora no administro ningún grupo de Facebook ni foro. Lo que pasa es que muchas personas me ven tan participativo que piensan que soy administrador. Pero me conozco los botones que toco siempre. Si me salgo del botón ya me cuesta más. Las nuevas tecnologías me cuesta utilizarlas.

-Bueno, como he dicho antes eres biólogo de formación y asesoras sobre nutrición y sanidad del olivar en muchos puntos de España. ¿Cómo fueron tus inicios en la profesión de asesor? Tengo entendido que empezaste dedicandote a otra cosa. Y por otro lado, ¿Qué te ha hecho que trabajes por toda España?

Como muchos españolitos de a pie cuando terminé la carrera el trabajo estaba complicado y he tenido que trabajar en muchos trabajos que no estaban relacionadas con mi formación, y comencé a trabajar de representante y técnico para una casa de fertilizantes orgánicos hace ya bastante años. Por el Pleistoceno aproximadamente. Viajé mucho a Almería.

En Almeria comparado con la agricultura de interior es totalmente diferente. Mucho más profesionalizado. Se ve el invernadero como una empresa. La edad media de los agricultores es mucho más baja que en el interior, están receptivos a todos los avances que haya. Por ejemplo, cuando hubo la crisis del pimiento, en un año se pasó todo el mundo a lucha biológica. Que un sector entero se pase en solo un año es acojonante.

Y alli veía que había una relación más estrecha entre el agricultor y el técnico. Y aquella forma de trabajar me gustó. He intenté aplicarla en el interior. Yo soy de Córdoba. En mi provincia lo que más abunda es el olivar. Así que empecé a volcarme en el olivar aportando elementos de suministro pero intentando aportar también algo de asesoramiento y ayuda.

Y la cosa se fue sofisticando, complicando. Cada año he ido cogiendo un poquito más de trabajo y hoy día prácticamente sólo trabajo asesorando. Incluso el porcentaje de la práctica de suministrar es cada vez menor.

– ¿Y el hecho de trabajar por todas las zonas?

Cuando comence arrastré a los clientes de asesoramiento de mi provincia. Pero por casualidad en 2015 empecé a participar en el “foro del olivar”, a cuyo administrador y participantes les estaré eternamente agradecido porque fue un punto de inflexión en mi vida profesional y personal obviamente. Empecé a comentar por casualidad. Yo no era asiduo a este tipo de tecnologías y por ahí empezaron agricultores a contactarme por privado e interesarse por mis servicios profesionales.

Como con las redes no hay distancias pues lo mismo me contactaba alguien de 40 km desde mi casa que alguien dos provincias más allá. Por eso empecé a coger gente de prácticamente todas las zonas productivas.

En Cataluña llevo alguno, no lo he visitado pero con las nuevas tecnologías, whatsapp, por análisis foliares, por fotografías le vas asesorando.

Exponencialmente a partir de ese momento la experiencia que uno tiene aumenta porque ya conoces diferentes variedades, climas, suelos y fue una suerte poder tener la experiencia de muchas zonas productivas diferentes. A partir de entonces me ha venido todo rodado y no me puedo quejar, pero trabajito ha costado.

-Y como bien dices te encuentras por toda la geografía española con agriculturas muy diferentes con todas esas zonas que asesoras. ¿De todo lo que has visto y conoces hasta ahora en que zonas piensas tú que se hace una agricultura más profesional? Y por otro lado y ya aprovecho, a veces siento que yo, por ejemplo desde la figura del asesor, que muchas veces no está valorada por parte de los agricutores de la zona. En ese sentido yo sé a que a tí eso no te pasa o desde fuera no se percibe tanto, pero imagino que no siempre ha sido así. Cuéntanos cual ha sido tu experiencia.

Pues como te he comentado, en Almería comparándolo con la agricultura del interior, vi que era un sector mucho más profesionalizado, la edad media era más baja. Todos los agricultores tenían cierto nivel de formación. Y en cambio en el interior, independientemente del cultivo del que estés hablando es algo más tradicional, empírico, boca a boca. Y la imagen del técnico asesor en el olivar tradicional o incluso en zonas de viñas pues no está demandada siendo políticamente correcto, porque se percibe que tiene un bagaje de conocimientos de siglos y opinan que puede aportar poco un técnico de fuera.

-Se piensan que la persona que viene de fuera no va a venir a enseñarle a él a hacer cosas nuevas.

De hecho se opina más bien lo contrario, que va a aprender más el técnico que el agricultor. En temas de experiencia por supuesto que sí. El agricultor muchas veces tiene la idea de que el técnico va a competir con él por conocimientos y no se trata de eso. Se trata de crear una sinergía y que ambas partes se vean beneficiadas. El agricultor con su experiencia y el técnico que le aporte sus conocimientos y su experiencia también y mejore la economía tanto del agricultor como la del técnico obviamente.

Por eso en el interior, en zonas tradicionales sobre todo en cultivos de secano, la imagen del asesor no está demandada.  Pero hoy en día sobretodo el olivar que es el sector al que me dedico está habiendo una revolución. El nuevo olivar que se siembra no es nunca olivar tradicional de secano. Ya es un olivar de un pie, mecanizable, superintensivo y normalmente en zonas que no tenían mucha tradición de cultivo. Por lo tanto, el agricultor lo ve como una empresa, es consciente de que no tiene una experiencia o tradición que no hay en su zona y es más receptivo tanto a técnicos como a podadores de zonas productivas. Ya la situación es diferente y normalmente este tipo de “nuevo” olivarero por así decirlo, hablando digamos del polo opuesto, tiene un perfil más similar al que te puedes encontrar en Almería. Es una persona que ha invertido. Quiere recuperar la inversión lo antes posible. Tiene claro que su negocio depende de la mecanización, de la ciencia, de las tecnologías, de personal experto. Por que una empresa le puede haber hecho la plantación, otra el pozo, otra la recolección. Es otra forma de ver las cosas. Pero vamos, son polos opuestos y siempre hay personas intermedias.

-Ese inversor yo creo que lo que hace, esas nuevas empresas que están surgiendo que están haciendo esas plantaciones ya tan grandes lo tienen que ver asi porque al final es que es mucho dinero que el se juegan y al final creo que el olivar tradicional se está quedando en círculos muy pequeños. En zonas donde a lo mejor ya es demasiado tradicional y va de padres a hijos y al final el hijo está haciendo lo que hacía el padre y tiene esa tradición. Pero yo en ese sentido veo que ese hijo cada vez tiene que ir desligándose más si quiere ir mejorando con respecto a como estamos hoy en día en esta economía y en estos precios que tenemos sobre todo en el tema del aceite, yo creo que tiene que ir desvinculándose de lo que le hacía antes el padre y tomárselo de verdad como una empresa por que sino al final esto va allegar a un punto en el que va a ser insoportable y temible en el olivar tradicional.

Llevas toda la razón del mundo. Todas las personas que a partir de cierta edad funcionan con lo que ellos en sus mejores años trabajaron y no es equiparable como se trabajaba, se veía o ganaba dinero con el olivar hace 30, 40, 50 años a hoy en día. Hace unas décadas los jornales no eran representativos en el coste. Yo recuerdo que la gente te dice que con un saco de aceitunas se pagaba un jornal. No había fertilizantes, motosierras, riego, asi que las produciones eran bajas. Hoy en día el cultivo del oilvo tiene que producir todos los años y ser baratos los costes porque el precio de la cosecha en relación a los costes es menos favorable. Donde está la rentabilidad es en aumentar muchísimo la producción reduciendo los costes. Por eso no podemos pensar le hago lo mínimo y que me echen lo que me echen. Si los costes son bajos esa fórmula funciona. Eso es lo que había en el olivar tradicional. Pero hoy en día los costes son altos, tanto en personal, impuestos, maquinaria. Como no sea con producciones altas y sostenidas la empresa no es muy ideal. Muchas veces si no se desliga un poquito de la forma de pensar el nuevo agricultor del antiguo pues no funciona. Obviamente la experiencia tiene un valor incalculable, pero ciertos aspectos de la experiencia son aplicables hoy en día pero otros no. Todo va cambiando.

-Es un equilibrio entre esa experiencia por parte de la familia y luego lo nuevo que va trayendo las nuevas tecnologías y todo lo nuevo. Tu forma de asesorar choca mucho con los pensamientos de muchos agricultores que es a base de estudiar el suelo sobre el que está el cultivo. Entenderlo y mirar niveles sobre todo de materia orgánica, caliza, pH y otros parámetros importantes que pueden estar bloqueados. Ellos no están muy acostumbrados a hacer analítica de suelo y hoja y para comenzar a hecerles un asesoramiento necesitas tener este tipo de análisis. ¿Cómo sueles trabajar tú con esta gente a distancia?

Bueno. Para ponernos en situación. El olivar se ha manejado por tradición oral local. En una zona en condiciones homogéneas lo que ha hecho el vecino más o menos a ti te ha ido bien. Pero hoy en día está cambiando la variedad, el suelo, porque no son zonas típicas de olivar cada vez tiene más peso poder trabajar basándote en el tipo de suelo, los análisis de hoja. En general el tipo de suelo es lo que determina el tipo de fertilizantes más rentables que tienes que aplicar. Lo haces de forma más objetiva como en cualquier empresa para buscar el máximo retorno económico. Que la diferencia entre lo que te gastas y lo que recibes sea máximo. El campo a fin de cuentas hay que verlo como una actividad empresarial, no como algo que he heredado y lo mantengo por gusto. Por eso hay que verlo como una empresa buscando siempre el máximo beneficio que consiste muchas veces en la mayor producción, sino la mayor diferencia entre ingresos y gastos.

Y trabajar a distancia. Hoy en día con las nuevas tecnologías tienes internet, visores geológicos, SIGPAC, tienes fotografía aérea con Google Maps. Con mucha información combinando lo que te pasen por teléfono, whatsapp, fotografías, pues puedes trabajar a distancia bastante bien. Para tema a lo mejor de cosas puntuales de poda, alguna plaga, enfermedades, sí necesitas visitas físicas a la finca. Pero si esto se hace a lo mejor puntualmente a cada bastantes meses o a cada año pues puedes dar prácticamente hoy en día con los medios que tenemos un servicio bastante bueno a distancia.

-Osea. Con una o dos visitas al año a es parcela ya la asesoras.

Si. Con los medios que hay hoy en día disponibles si. Tenemos al agricultor que le dices pues mándame alguna foto si ves algo raro o con las refencias catastrales ya puedes ubicar en un mapa geológico la finca, conocer el tipo de suelos, conocer la orografía. Conocer la cota sobre el nivel del mar que te dice el rango de temperaturas. Tambien conoces olivares cercanos que sabes los problemas que te puedes encontrar en esa zona, por el microclima las variedades que hay. No tiene nada que ver como se puede trabajar hoy en día a como se trabajaba hace 10 años. Y supongo que de aquí a 10 años la cosa evolucionará. Como todas las empresas es una carrera constante. Siempre tienes que estar evolucionando día a día, no te puedes quedar nunca estancado en lo que hacías 10, 15 o 20 años.

– ¿Y qué opinas Rafa de los productos que hay en casi todas las casas punteras a base de microorganismos como las micorrizas, o las trichodermas o bacterias fijadoras de fósforo, o nitrógeno en el suelo? Hace años por aquí la verdad es que no se podía hablar de eso. Te tachaban de loco. Recuerdo que al principio de empezar con nuestro local llegaron las primeras casas y la verdad es que yo por aquel entonces tenía muy poca experiencia y me dejaba mucho asesorar por lo que me podía decir mi padre en ese momento. Y bueno, decían que eso no servía para nada, lo típico del agricultor de antes. Imagino por el desconocimiento que había por parte del agricultor y muchas veces también hay casas que se han aprovechado para vender cualquier tipo de cosa por el desconocimiento que tenía el agricultor. Hoy en día parece que eso ya ha cambiado. Se está implantando cada vez más y se ha visto que hay resultados esperanzadores para el suelo y la agricultura en general. ¿Qué opinión tienes acerca de este tipo de productos? ¿Usas algunos con tus clientes?

Esto es biología pura de la información que nosotros tocamos y siempre lo hemos tocado como algo que ocurre pero sin aplicación directa en cultivos. En general la teoría dice que en los organismos simbiontes como las micorrizas ésta asociación se produce no de forma espontánea cuando el hombre quiere, sino cuando se reúnen una serie de características para que a ambas partes les sea interesante. Es muy similar a lo que puede ocurrir entre un agricultor y un técnico. Si el agricultor tiene problemas busca un técnico, si no tiene problemas y está asesorado no lo necesita.

En el tema de micorrizas generalmente por el efecto o rentabilidad no se busca un técnico. En condiciones más adversas que tenga el cultivo, este tipo de micorrizas, fijadores de nutrientes, etc, puede tener un resultado mejor. Pero si nos vamos al otro polo, un cultivo en un suelo bastante fértil sin problemas de riego ni de nutrientes a lo mejor es más complicado llegar a ver resultados. Normalmente no suelo trabajar con este tipo de productos pero hay casos en los que si los recomiendo. Sólo en situaciones muy concretas. Simplemente es algo natural que va a ocurrir en el suelo. La planta es la que alimenta al hongo por eso la planta va destinar recursos, sus azúcares, etc y ve que va a tener un beneficio. Si en cambio la planta nota que no le falta agua, nutrientes, etc pues no llega a formarse esa asociación. Creo que es más complicado de cómo realmente lo ponen. En el tema de las cepas cada planta incluso a nivel de variedad de cultivo busca una cepa del hongo «X». No puedes decir que tal hongo se va a micorrizar con todo. Yo lo veo un poco más complicado en la práctica de lo que a lo mejor en teoría ocurre.

-Si. Quizás se ha querido comercializar el conocimiento que hay ahora. Cada vez hay un conocimento más extenso sobre esto pero lo que hubo en un principio era un mismo producto para todos los cultivos y hay que cogerlo un poco con pinza como bien dices tu.

 Me consta que tienes clientes de aquí de la zona de Bolaños y otros pueblos de alrededor y sé que estarán seguramente escuchando porque no coincidimos en el cultivo pero si coincidimos en el cliente y por eso me consta. Y me gustaría saber si hacen los deberes y si hay alguna diferencia entre un agricultor de aquí de Bolaños o de la zona con un agricultor de Ávila por ejemplo. Y darles un saludo que seguro que te están escuchando.

Por la voz y el acento me reconocerá más de uno. Así que quedan saludados. En Bolaños al igual que en otras actividades empresariales la gente ha sido siempre muy emprendedora y trabajadora. Esa forma de hacer las cosas se aplica a la agricultura. Comparando con zonas de secano y cultivos más tradicionales el agricultor de Bolaños es una persona más inquieta y que está siempre mecanizando, renovando plantaciones. He percibido en otras zonas como en Córdoba o Sevilla que el agricultor que viene de la hortícola tiene ese chip de pensar en cambiar todos los años igual que el hortelano cambia todos los años de variedades porque ha visto que alguna se ha vendido mejor de precio, cambia de cultivo… Ese chip lo tiene en el olivar también. Sabe que si no se aporta no se coge. Es valiente a la hora de abonar, usar tramientos… no es un agricultor cobarde. Tiene la cabeza muy bien amueblada y esta forma de trabajar viene muy bien para la nueva situación del cultivo del olivar en la que como estoy comentando tienes que producir. Por eso al agricultor de Bolaños generalmente le va bien en el olivar y está haciendo las cosas bien por el chip con el que viene. Es un tipo de agricultor que a un técnico le gusta bastante porque ves que se interesa en todas las pautas que le pones y se molesta en hacerlas bien, que no siempre ocurre.

-Es de los clientes que más nos gusta tener. ¿Verdad?

Se podría decir así.

-Otro tema que quería tratar contigo es el precio que estamos teniendo este año en el aceite en comparación con años anteriores que fueron muy bajos en concreto el año pasado a pesar de que había muy poca cosecha. Que tendría que haber sido al contrario. Este año parece que repunta un poco porque hablan de que no hay existencias en otros paises productores donde habría que tener un precio más alto este año. ¿Cual es tu opinión? ¿Por qué no estamos teniendo ese repunte en precio? Y por otro lado se está viendo que hay muchas diferencias de precio según zonas de España. Sé que en esto estas bien puesto porque contínuamente pones publicaciones en Facebook sobre los precios del POOLred. ¿Qué opinas de todo esto? ¿Has podido sacar tus conclusiones?

Sí. Se pueden sacar bastantes conclusiones. Respecto al precio en origen. El aceite de oliva no dejar de ser una mercancía agrícola. No tan perecedera como las hortícolas pero a fín de cuentas tiene también un período percedero en varios meses incluso un año y éste hecho hace que la dinámica de precios tenga bastante más inercia que lo que pueda ocurrir con las hortícolas que de hoy para mañana te varía el precio pero a fín de cuentas funciona más o menos igual. Puedes haber tenido el año anterior una cosecha buena y tener todavía existencias y si a lo mejor este año no hay mucha cosecha te está fastidiando la cosecha del año anterior. En hortícolas esto no pasa porque a los pocos días se han destruido o se han degradado y no hay una memoria de precios. En cambio en el olivar sí.

Los aforos de cosecha tiene gran repercusión en el precio de origen. Y en estos año que estoy viajando por practicamente todas las zonas productivas simplemente teniendo en cuenta la precipitación que has tenido durante el año en la cosecha anterior se puede hacer una estima relativamente sencilla del nivel de cosecha. Preguntando a los clientes desde la ventanilla del coche como está su zona estoy viendo en los últimos años que desde finales de primavera es capaz de dar un aforo bastante afectado. Y lo que estoy viendo es que los Organismos oficiales están fallando. Este año por ejemplo el aforo ha estado hinflado durante todo el año. Se ha ido desinflando a lo largo del año pero aún así sigue estando hinflado. A finales de Septiembre se dieron los últimos aforos pero se tuvieron en cuenta rendimientos para Andalucía de más de un 20 y estamos teniendo alrededor del 15. Simplemnte poruqe el factor lluvia de Otoño no se ha metido. Se supone que este tipo de Organismos deberían tener esa información. Por eso lo que no tiene sentido es que un agricultor desde la ventanilla del coche te diga el aforo de aquí.

Estas cosas hacen bastante daño al sector. Como el aceite no es tan perecedero como las hortículas hay mucha especulación. Por parte tanto de los agricultores como los envasadores si el agricultor preveé que el precio va a subir no vende. Y si el envasador preveé que el precio va a subir acapara también. ¿A quién hay que llevar este grito? No lo sé.

– ¿Se ha podido hacer aposta de alguna forma?

Yo siempre soy escéptico en el tema de las manos negras. Intento pensar que no las hay.

No es el primer año y este año ha sido ya… casi de circo. Cómo me puedes decir que va a haber 1.750.000 Tn. A principios de año se hablaba hasta de 2.000.000 de Tn. Llevamos con precipitaciones por debajo de lo normal más de un lustro. Simplemento cogiendo la información de AEMET, el histórico de lluvias de este año y los anteriores, nivel de cosecha obtenido, el aspecto de los olivos por las principales comarcas productoras lo puedes sacar a ojo.

-Osea, que hay una falta de comunicación entre agricultor, cooperativa y estos Organismos.

Está muy burocratizado y a efectos prácticos no tiene después mucha utilidad.

– ¿Y cuantas personas deberían ir a esa ventanilla del coche?

La palabra burocratizado inluye. Me dices que respecto a los precios hay diferentes zonas pero diríamos que tenemos una percepción en cierta medida errónea porque hoy en día el mercado  está globalizado y los corredores se mueven por toda la geografía y casi todo el aceite de España todavía se comercializa a granel. La cisterna se paga por su calidad pero si hay zonas que están haciendo la recolección toda de vuelo en fechas relativamente tempranas, en sitios donde no hay heladas fuertes pues hay zonas que producen prácticamente todo oliva virgen extra. Y claro, se presentan esas liquidaciones y dices: ¡qué bien vendéis allí! Y en cambio en otras zonas se coge la aceituna tarde, del suelo, con problemas de mosca y heladas. Y se está vendiendo aceite lampante y el mismo agricultor no es consciente de que lo que el produce vale eso y no vale más. Eso es un factor. Luego hay entidades ya sean cooperativas o molinos privados que están siendo capaces de defender mejor su producto y lo repercuten mayor o menormente al agricultor. Pero yo creo que es básicamente la falta de cultura del aceite de no saber que si lo coges pronto da más calidad y te lo van a pagar mejor y si lo coges tarde y es de mala calidad te lo van a pagar peor. Mucha gente estará pensando que no vale la pena la recolección temprana, pero eso es un debate aparte porque la recolección tardía tiene otros costes, pero ese no es el debate. Cisterna de aceite de noviembre se va a vender más cara que cisterna de aceite de Febrero. Que al agricultor le haya salido más rentable la de Noviembre que la de Febrero… paso palabra directamente.

-Eso no debería ser así pero…

Ese es otro debate que daría para una semana de programa.

Ir a la Parte 2 >

Oir entrevista completa en youtube pinchando aquí.

Añadir comentario

Su dirección de email no será publicada. Los campos marcados * con deben ser rellenados